lunes, 14 de marzo de 2011

RABO DE TERNERA

Ez a recept megtalálható magyarul itt.

Quiero compartir con vosotros este plato, al que todavía no se ha resistido nadie. Por lo menos en mi casa. El nombre más típico es rabo de toro pero los de toro de verdad hay muy pocos y sólo llegan a algunos restaurantes, los demás son de ternera y con suerte de vaca que llaman buey pero bueyes tampoco hay muchos ya. Es un plato típico cordobés y se conoce desde la época romana. Con el tiempo ha ido evolucionando su forma de hacerlo, existiendo tantas formas de recetas de rabo de toro como cocineros, restaurantes o tabernas.
Yo os ofrezco la mía con todo mi cariño.

Ingredientes (para 4 personas):

• 1,5 kg de rabo de ternera
• 1 cebolla grande
• 5-6 dientes de ajo
• 2 zanahorias medianas
• 4 tomates pera
• 50 ml de brandy
• 200 ml de vino tinto
• aceite de oliva
• sal, pimienta negra molida
• agua

Para el “bouquet garni” o bouquet de hierbas:

• pimienta negra en granos
• tomillo
• laurel
• clavo de olor
• mezcla de hierbas provenzales






Modo de elaboración:

El rabo lo compramos normalmente ya troceado. Salpimentamos los trozos, los enharinamos y los freímos un poco por ambos lados. Reservamos. Ponemos en una olla a pochar la cebolla y el ajo troceados. Con las especias hacemos un atadillo y lo echamos a la olla. Limpiamos y troceamos las zanahorias y las ponemos junto a la cebolla, cuando esté transparente. Freímos todo unos minutos, mientras pelamos y picamos los tomates y a continuación los echamos también a la olla. Con todo esto hacemos un buen sofrito. Finalmente incorporamos los trozos de rabo, rociamos todo con el brandy y lo flameamos. A continuación echamos el vino tinto y un poco de agua si fuera necesario. Tapamos la olla y cuando rompa hervir, bajamos el fuego al mínimo y... paciencia. Hay que dejarlo cocer unas 3 horas, moviendo un poco la olla de vez en cuando. El secreto del rabo, es que cueza muy lentamente durante mucho rato y así con el vino se ablanda. La carne debe quedar tan tierna que se desprenda del hueso nada más tocarla. Cuando la carne ya está tierna, sacamos los trozos con mucho cuidado a un plato. Pasamos la salsa por el chino y volvemos a poner todo en la olla. Listo. Se suele acompañar con patatas fritas pero yo prefiero el puré de patatas. Esta vez hice el puré con espinacas y unos espárragos verdes al vapor para acompañar. Estaba realmente delicioso. Os recomiendo que no dejéis de probar este plato.


 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...